Niño viendo la TV

Niño viendo la TV

Hace años, ya nos hablaban en la Universidad de una plataforma llamada Netflix, por la que los americanos podían ver la tv “bajo demanda”.

Cuando escuchábamos esto en clase, nos parecía el futuro de la TV y pensábamos que sería la auténtica revolución. Pero han tenido que pasar varios años para que las primeras plataformas de TV se hayan hecho un hueco en el panorama español.

Yomvi, Nubeox o Wuaki.TV son algunos de los ejemplos, cada vez más conocidos, y que empiezan a ser opciones reales para los espectadores.

Pero no ha sido hasta la confirmación de la llegada de Netflix a España en octubre, cuando de verdad esta forma de consumir televisión se plantea como una amenaza, tanto para la TV generalista, como la de pago.

¿Y por qué es una amenaza?

Netflix cuenta con 62 millones de clientes en todo el mundo y ofrece cuotas de tarifa plana para acceder a pelis y series bajo demanda, que rondan los 8€ al mes.

Estamos viviendo una época de cambios, en la que los usuarios tienen cada vez más capacidad de elección. El tiempo es limitado y las opciones múltiples. Así que pasamos de un consumo pasivo, a decidir en cada momento cómo quiero dedicar mi tiempo.

Ahora nosotros imponemos los horarios y rechazamos la tiranía de las tv generalistas, que imponen horarios imposibles para ampliar el prime time y poder recaudar lo máximo posible a los anunciantes. Por ello, buscamos alternativas, como ver pelis en el portátil o ver la serie de turno al día siguiente por Internet.

Ante la perspectiva de un inminente cambio, muchas empresas no quieren dejar pasar la oportunidad. Así Atresmedia no ha dudado en venderle a Netflix parte de su catálogo por dos millones de euros.

Y es que Netflix supone una forma diferente de consumir contenido audiovisual. No es que veamos menos tele ahora, sino que hemos cambiado la manera en la que disfrutamos del contenido.

El futuro de la televisión apunta a servicios de streaming de contenido, y Netflix es el mejor ejemplo de esto. Con esta opción el usuario puede decidir cuándo ver el contenido que le gusta.

Pero esto no queda aquí… Las plataformas se enfrentan ahora a una dura competencia por ser las elegidas. Además de intentar hacerse con el mejor catálogo de pelis, series y programas; y ofrecer una de las mejores tarifas del mercado, ¿en qué más se pueden diferenciar?

Últimamente venimos oyendo en casi todos los foros que el contenido es el rey. Entonces, ¿qué mejor opción que hacer nuestro propio contenido para enamorar a la reina?  Y esa ha sido la clave del auge de Netflix: producción de contenido propio y exclusivo de la plataforma, como la serie «House of Cards«, que les ha llevado a la fama, consiguiéndoles miles de nuevos suscriptores.

Y parece ser que este cambio de mentalidad ya se está gestando en nuestros hogares, porque el gasto en películas online creció en España un 78,5% entre 2012 y 2013, por encima de la media europea.

Enlaces de interés:

http://cultura.elpais.com/cultura/2015/04/24/actualidad/1429884605_574344.html

http://www.xataka.com/streaming/netflix-en-espana-lo-que-debes-saber-de-esta-larga-historia

https://es.wikipedia.org/wiki/Netflix